Carboxiterapia

CARBOXITERAPIA

La carboxiterapia consiste en el uso terapéutico del gas dióxido de carbono Co2. Es la administración, mediante un equipo, de un determinado volumen de CO2 al paciente por via subcutánea.

Carboxiterapia es utilizada para sanar o combatir el exceso de grasa en el cuerpo, la celulitis, el envejecimiento corporal y facial, la flacidez, las micro venas varicosas, reducir las cicatrices y las estrías.
También es utilizada como tratamiento postoperatorio de la liposucción o cirugías estéticas para corregir irregularidades de la piel, prevenir fibrosis y mejorar los resultados. Su uso es común en las ramas de Reumatología, Angiología, Urología y Dermatología.

Advertencia: No aplicar el tratamiento a pacientes con:

  • Insuficiencia Hepática.
  • Insuficiencia Respiratoria.
  • Insuficiencia Renal.
  • Insuficiencia Cardiaca.
  • Diabetes.
  • Cáncer.
  • Trastornos de la Circulación.
  • Epilepsia.
  • Otros problemas del corazón, Hígado y Riñón.